Una ciudad, dos catedrales. Los cambios en el conjunto catedralicio de Santiago y el proceso de modernización urbana del último período colonial: 1730-1800

La  investigación  aborda  la  transición  de  la  antigua a  la  nueva  catedral  de  Santiago,  la  cual  se construye durante el siglo XVIII. La hipótesis fundamental de este proyecto es que esta transición es coherente con el proceso de modernización que se produce a nivel urbano y que grosso modo, coinciden  con  las  denominadas  reformas  borbónicas. Ellas  se  plantean  problemas  como  el mejoramiento de la infraestructura urbana y territorial y la higienización de la ciudad.

El proyecto se sitúa entre dos polos: por una parte busca reconstruir con el mayor detalle posible la forma de la antigua  catedral  y  el  proceso  de  construcción  de la nueva;  mientras  que  por  otra,  se  propone identificar  los  cambios  que  se  producen  a  nivel  urbano,  intentando  poner  ambos  aspectos  en relación. Se trata de un proyecto interdisciplinario con participación de arquitectos, historiadores y arqueólogos.